13.7.09

NI SACERDOTISAS, NI PAPISAS

"Con la Iglesia hemos topado"...ya se ha vuelto a "liar parda", y la culpa de todo, como no, las mujeres. El día de san Fermín, Pedro Zabala escribe en La Rioja un carta bajo el título "La verdad vence", donde habla de la mojigatería vaticana, que ha encontrado aspectos turbios en la vida de Juan Pablo II, que pueden retrasar el proceso de subirlo a los altares: si besó o no un ejemplar del Corán en una visita a una mezquita y si tuvo, como cualquier varón heterosexual, una estrecha amistad con una mujer. Dice que la culpa de estos recelos la tiene el celibato obligatorio y la represión subsiguiente en quienes no tienen carisma para ello y tienden a ver en la mujer sólo ocasión de pecado (cosa que suscribo a piés juntillas). Pone ejemplos del pasado como: Francisco de Asís y Clara, Teresa de Jesús y Juan de la Cruz y la del mismo Jesús y la Magdalena.

Afirma que, con estas condiciones de vida para el sacerdote, se desmotivan las vocaciones entre los jóvenes, como se quejaba nuestro obispo últimamente. Y termina su carta preguntándose que cuándo superarán el miedo a la mujer.

La respuesta no ha tardado, este domingo, sólo 5 días después, faltaría más: es tan importante el traer al rebaño a tanta oveja descarriada...Ha venido de la mano de Justo García Turza en su Análisis de los domingos, en el mismo periódico (no lo leo nunca, pero ví el título y se me fueron los ojos: "El miedo a las mujeres"). De todo lo que dice, sólo tengo argumentos en contra: ni por parte de la Iglesia, ni de la religión católica en gral., se da la importancia que merece a la mujer. No se ha superado el mito de la mujer como pecado, creado en la historieta de Adán y Eva. ¿Qué hubiese sido de los Evangelios sin la mujer? La labor de la Virgen en las Bodas de Caná y demás milagros, las hnas. de Lázaro, la Magdalena, la Verónica, son las que se enteran de la Resurrección...¿Tan malas e inútiles no serían, no?

Que algo se está haciendo mal en la Iglesia es obvio: hay que reconocer que si antes había más vocaciones era, no porque ahora los niños se identifican con los futbolistas y no con el pobre cura de su pueblo, sino porque lo de antes, dudo mucho que fuesen vocaciones auténticas, sino más bien necesidades vitales. No creo que haya que recordarle la historia y decirles quienes hacían la carrera eclesiástica: los pobres (en su mayoría, salvo los 4 santos ricos que cansados y de vuelta de todo, daban todo por los demás), los hijos no primogénitos y los que querían estudiar y no tenían modo de hacerlo. Desde aquí le digo, que si se incluye a las mujeres en el sacerdocio, aumentan las vocaciones y no sólo rompiendo el celibato. Con la que está cayendo, no admirarían a los futbolistas, sino que pensarían en ganar y vivir como los curas, que quizás ganan poco, pero seguro, como los funcionarios y si se pudiesen relacionar con el otro o el mismo sexo en libertad, ahora mismo firmarían muchos.

¿Acaso no se ha dado del todo y a todos Vicente Ferrer, estando casado, con hijos y trasladando toda su vida a la India con los más desfavorecidos?

Todo esto, sin dejar de recordarle las depravaciones a las que lleva la negación de un sano desarrollo y uso de la sexualidad. Para terminar, me gustaría aclararle a este señor que la condición de célibe o no, no tiene nada que ver con el matrimonio. No les trata nadie como "bichos raros" por ser célibes, es usted el que habla de rarezas existentes "en otros sitios y en otras personas con un estado civil bien distinto", que no termina de explicar. Pero es como siempre: tiran la piedra y esconden la mano, como el aldeano.

Mire usted: hagan lo que quieran con su cuerpo, pero respeten las ideas y deseos de los demás, pero después no se vengan quejando de los cierres de los seminarios, porque se les va acabando el negocio.

¿A qué se tiene miedo: a la mujer en sí o a que llegásemos a puestos de responsabilidad como en la sociedad laica? Por cierto, hubo una papisa legendaria, Juana, que llegó a ocupar la Santa Sede tras la muerte de León IV en el año 855, que se sepa...

Habla de que Jesucristo no se casó y exigió a sus sacerdotes "darse del todo y a todos" y algún intérprete lumbreras del evangelio lo vió como modelo de celibato, sin reparar en que igual fue que no le dió tiempo a casarse, porque lo crucificaron a los 33, mire usted...Dice que es difícil cargar con una familia y ejercer el sacerdocio, a lo que yo le diría que hay cantidad de trabajos que requieren la misma dedicación y entrega a los demás y se hace, gracias al invento de la igualdad y la conciliación familiar. Pero claro, no caemos en que la Iglesia es el único baluarte donde no existe igualdad: no hay papisas, cardenales mujer, arzobispas, obispas, vicarias, sacerdotisas, ni diáconas.

7 comentarios:

alegrias dijo...

Recomiendo un libro del excepcional Saramago "El Evangelio, según Jesucristo", es la visión más realista de lo que entiendo deberíamos tener. No los cuentos chinos que se nos han estado contando desde hace siglos para tenernos en los puños de una mano: LA IGLESIA.
Está claro que la misoginia paranoíca de ésta que nos pisotea una y otra vez, no entiende a más religión que la de los que quieren ser pero no pueden, así de claro lo digo.
Pero no esta sola, mirad la noticia de 13 mujeres que han sido condenadas a 40 latigazos en Sudán por llevar pantalones, declarado vestir indecente por la Sharia.
Mi abuelo me decía que la misoginia de la Iglesia reside en que ellos mismos entienden que la mujer es lo más parecido al dios que adoran en cuanto al poder de dotación de vida (mi abuelo era ateo)y como todo, el diablo también era el ángel más bello..
¿Qué será?Pues no lo sé, pero las iglesias que permiten el matrimonio a sus sacerdotes, no tienen tantos problemas de este tipo, ¿por qué??????
Un abrazo

Fernando Martínez López dijo...

Yo creo que son dos cosas distintas, el celibato y el papel de la mujer en la Iglesia.
Respecto al primero es más prosaico que todo eso, un cura no se puede casar...¿por qué? pues porque tiene hijos y éstos tienen derecho a una herencia y por los cojo...va a permitir la Iglesia que alguien toque su patrimoio. El segundo es más que misoginia, es una estupidez.
Mira Ibe, uno va escribiendo lo que piensa de algunas cosas que ha visto (un día te los dejo y te ríes...)y si dentro del último Cónclave lo único femenino que había era una urna, no me extraña los que avisan que este va ser uno de los últimos Papas si el único papel que tiene la mujer en la Iglesia es el de sirvienta. No es feminismo, es lógica.
Y van a tener que cambiar el término porque si una mujer la pones al frente de la Iglesia a ver quién es el guapo que dice SU SANTIDAD LA MAMA...
La iglesia está languideciendo lentamente y va a hacia su desaparición o su enroque fanático, que ya lo vamos viendo ¿no?
Por eso , en cuestión de creencias yo voy a pie...

IBE dijo...

Acabo de recordar algo que se dice mucho en casa, tras pasar mi gente por el seminario, no creais:
"los curas y las monjas son los únicos que: se juntan sin conocerse, viven sin amarse y, al final, mueren sin llorarse" (Veritas vincit)

jordi dijo...

Bueno aparte de que tu entrada es larguisimmmma, en honor a vosotras llevan falda no os parece?
Me parece mucho mas serio, de verdad, aqui no bromeo en absoluto, el daño irreparable que están haciendo a las ONGs, con el preservativi. de los cojones, están pensando todo el dia en lo mismo.
Con lo dificil que es concienciar a esos pueblos de Africa, por poner un ejemplo, de que lo usen para evitar los contagios, ya que sus costumbres no las podemos cambiar, por otra parte barbaras,y el esfuerzo economico que supone para esa gente comprarlos.
Si escuchan todas esas barbaridades que la iglesia asevera, que mas quieren el ciego,ver, se suman convencidos de la muerte, destruyendo el trabajo asta de sus propios compañeros muchas veces. millones de infectados.
El mejor caldo de cultivo para la iglesia. la pobreza, el miedo y la desesperación.
Un circulo vicioso creado a conciencia, cuantos mas muertos, mas miedo, mas desesperación, y a rezar por los pecadores.
Algún dia tendran que dar explicaciones de su responsabilidd en todas estás muertes.
Como decia mi abuelo la iglesia que mas ilumina, es la que arde.
con perdon!

IBE dijo...

Gracias por los comentarios chicos: recomendación de Graciela y clarividencia de Nano.

Jorge, gracias por el esfuerzo que has realizado en tu extenso y razonado comentario. Con el final de la quema de iglesias, me has recordado capítulos tristes, pero reales, y lo que jugaban con las mentiras de sus autorías.

Fernando Martínez López dijo...

Jordi, no te puedes hacer idea de lo que significa la postura de la Iglesia Oficial para los que sobre el terreno luchamos contra el sida, el herpes genital, las micosis vaginales o la gonorrea. Nos tiramos de los pelos porque a unas gentes que nunca han visto la sexualidad como una transgresión les llevan a posturas suicidas con su prohibición del preservativo y métodos anticonceotivos...
Claro que luego, cuando salen casos de pederastia con pedir perdón parece que lo arreglan, hasta que un día juzguen al cardenal de turno por cómplice encubridor...ese día cambiba mucha de la actitud de la Iglesia.
Yo he trabajado con gente de ellos acojonante pero en el útlimo proyecto, un barrio de 400.000 pobres de miseria absoluta, donde estuvimos medio año...estamos por ver una sola visita del arzobispo de Guayaquil, moneñor Arregui, miembro del Opus Dei.
Bueno sí salió a la palestra en contra de la constitución de Correa y sacó un Cristo que tiene mucha devoción en el Guayas, a las calles de la ciudad...no fue ni dios (y nunca mejor dicho).
Algún día alguien les va a meter una denuncia por delinquir contra la salud y se van a enterar...
Las ONGS sanitarias laicas nos plantamos y echaron marcha atrás un poquito...pero ahí siguen.

IBE dijo...

Ha escrito hoy una Carta al director J. L. Esteve, titulada "Celibato y diaconisas" donde recuerda que es casi imposible luchar contra la sexualidad y que la Iglesia olvida que fue Jesús quién dijo que Dios no da al hombre tareas superiores a sus fuerzas, pero si lo hace tb. le da los medios y fuerzas necesarias para hacerlo...