11.2.09

OPUS DEI, ¿OBRA DE DIOS?



Al hilo de la película de Javier Fesser, "CAMINO", galardonada merecidamente con 6 Goyas, prometimos debatir sobre el Opus Dei tan de moda a raíz de lo mal parado que sale en la misma.

No puede dejarnos indiferentes una organización integrista por el fanatismo religioso, como la catalogan algunos, con 85.000 miembros en el mundo y 33.000 en España, con fuertes vinculaciones en nuestra ciudad donde monseñor Escrivá (santificado por Juan Pablo II con sus milagros y todo) vivió y trabajó (creo que en un comercio textil llamado "Ciudad de Londres" de Portales y hoy asador Helventia).

El misterio quizás radica en que tiene votos como una orden religiosa, de pobreza, castidad y obediencia pero, sin embargo, la mayoría son familias de cierto nivel y numerosísimas. No en vano, a mi propia familia, con conocidos de la obra, nos metían en el mismo saco, sólo porque éramos 6 hermanos y frecuentábamos la S.R. Cantabria, creada por familias de Acción Católica, pero nos habían hecho socios por una recomendación al famoso padre Gato, porque para nosotros lo del Opus, "lagarto, lagarto".

Pero el caso es que no cesaban en su empeño, en esos 70. Necesitabas unas clases particulares, lo comentabas en el Conservatorio o en la piscina y enseguida terminabas en el club Glera (de chicos) o en el respectivo para niñas. Y ahí empezaba el "come-cocos", que sale reflejado en la peli: te hablaban de la obra o de la vocación, enseñándote a hacer un postre o calculando el resultado de una ecuación de segundo grado. En esto, como en todo, depende de la personalidad de la gente: en Colegios mayores o en la U. de Navarra te dan la paliza al principio, pero cuando ven que pasas del tema, se dan por vencidos y ponen sus energías en otra posible presa. Sus presas son los débiles, a los que hipotecan su sueldo y su vida. Cuando quieren salir es tal el sentimiento de culpa, que les es imposible rehacer su vida por tal cargamento de contravalores y que hace catalogarla a muchos como secta.

Luego estaba lo de vestir con decoro que se ruega a la entrada de Torreciudad, su gran obra faraónica, y que me hace recordar como las madres de esas niñas no llevaban nunca pantalones como la mía y sólo, en alguna excursión, se descolgaron con una falda-pantalón ancha porque había que sentarse en el suelo. Lo de la igualdad de género les debe sonar a chino o, por lo menos "en aquellos maravillosos años", sólo las recuerdo sin trabajar y con tripas o cargadas de hijos.

Comparto con Enric Sopena, quién perteneció a la obra y salió de ella sin problema en que lo bueno que predica es la eficacia en el trabajo (pero quizás para esto no hace falta el resto) y que se ha producido un gran cambio desde los años 60 hasta hoy.

Otros numerarios, agregados o supernumerarios conocidos son o han sido: Pilar Urbano, Federico Trillo, Joan Gaspar (ex-presi del Barca), Pedro J., Gabilondo y Ana Palacio entre otros que, como veis, no todos son verdes, ni vienen de Marte (aunque a veces lo parezcan por sus dichos o hechos). Además, en su momento, lo fueron 8 ministros de Franco y, después, otros tantos, con el Gobierno de Aznar.

Para ahondar más en el misterio, dicen que nadie sabe qué sucede tras una puerta en la 4ª Planta de la Clínica Universitaria de Pamplona. Desconozco si es porque nadie la traspasa o porque no salen para contarlo después. ¿Mito, leyenda, o ganas de echarle cuento?

Doy fe, porque lo he visto en Colegios Mayores de Zaragoza que te pedían hasta el grupo sanguíneo para ir a visitar a alguien, que se leían las cartas recibidas y enviadas, pinchaban las llamadas y, por supuesto, censuraban programación y prensa.

Vamos que, como decía alguien el otro día en La Noria: "si uno es feliz dentro del Opus Dei, cuando consiga salir, se va a desfasar de felicidad".

Tengo pendiente una recomendación que me han hecho: "Tras el umbral del Opus Dei" de Mari Carmen Tapia. Si alguien lo conoce, no dudeis en ilustrarnos. Hasta la próxima...















7 comentarios:

Socialistas de Cuzcurrita dijo...

Muy interesante tu comentario. Me ha sorprendido lo de Gabilondo. Te refieres a Iñaki?.

Salud y Progreso

IBE dijo...

Sospecho que es Iñaki Gabilondo, pero desconozco si está en la lista de actuales miembros o también lo fue hace tiempo, como otros muchos periodistas.
A mí me sorprendió casi más lo de Enric Sopena, pero este hombre me parece de tal coherencia que hasta sus motivos en ese momento y su digna salida, dan más valor a su crítica actual de la orden.

Fernando Martínez López dijo...

A mí me tocas el punto débil porque no es lo importante lo que algunos opinemos del Opus sino lo que el Opus puede pensar de algunos de nosostros. Como nos conocemos desde hace tiempo (el Opus y yo) te diré quwe conocí a Escrivá en persona y como no he visto otro SANTO en directo que ese pue ste diré que a mí no me lo pareció. Un hombre cargado de prejuicios, tuvo un rififafe con un peruano en la charla a la que me invitaron que el peruano lo mandó a la mierda...y me pareció excesivamente soberbio, no sencillo, sino más bien ignorante con ínfulas de cerebro superdotado y me sorpendíó ver a mis profesores babeando delante de él. Para mí no tenía ningun carisma pero para la gente que yo consideraba preparada era un totem. luego vi que no era gente tan prepaada sino profesores corrientitos y que los cerebros contrastados salían de aquella Universidad como balas...
¿Qué tienen? Una enorme disciplina, muhco poder y una sibilina influencia que hacen crecer despacio pero sin parar.
Como mi relacción con los Laboratorios , mi relacción con ellos ha sido de odiarnos con mucha cordialidad porque eso sí, son muy exquisitos.
La gente de nuestro grupo los llamábamos la Gran Sinagoga. Había dentro un "escriba" y 30.000 fariseos. Me parece que no les hizo mucha gracia. A mí me outearon tanto que no puedo ser objetivo pero es curioso...no fueron ellos lo que nos denunciaron a la policía ni al ejército, fue la ultraderecha.
Cosas de la vida, hoy son ellos el ala dura de la Iglesia pero como la salvaron de la quiebra cuando lo del banco Ambrosiano...pues ahí los tienes de dueños y señores del Vaticano S.A....
En el nombre del fraude, del fisco y de los esclavos unidos ...okey.

IBE dijo...

Totalmente de acuerdo. Yo también, de mi promoción de Derecho, también desconfío de la "normalidad" de los estudiantes de Pamplona: todos tienen despacho montado por los papás (así no han tenido que demostrar sus cuestionables méritos a nadie). En fín, creo que lo pasamos mucho mejor los de la pública de Zaragoza sufriendo por mantener las becas.
Bueno y cuando le cuente a mi madre que conociste a monseñor..., que piensa que hubo un par de milagros del fundador porque le habían regalado una estampita e hizo 2 novenas...Para los incrédulos de la familia nos parecen casualidades que salieron bien, aunque haya que dar gracias a la suerte: una confusión de una monja de la clínica Valvanera con otra niña, cuando ya estaba bautizado en la incubadora y se moría, lo llevaron al San Millán y se salvó. Y el otro el típico infarto del abuelo que te dicen que no pasa de esa noche, al día siguiente te dicen que se ven los tejidos perfectos y termina muriendo a los años. A ver si al tercer milagrito conseguimos creérnoslo (aunque soy más de creer en realidades que en futuribles), pero esa personalidad que dices que le adornaba, le aleja bastante de la santidad.

alegrias dijo...

Exactamente, Nano, pasaron de secta a ser los reyes del Mambo, digo.. del Vaticano.
De acuerdo con lo dicho. En mi familia tenemoss "una rama" del Opus... y bueno...tengo la buenas suerte de ser una de sus repudiadas,junto con otros primos geniales de Barcelona, que son parte de mi equipo, jajaja: librepensantes.
Ciertamente, lo que se diga de ellos siempre quedará corto... son como una especie de mormones en EEUU, pero claro..con Roma en el bolsillo....
Y sí Escrivá estuvo viviendo en la calle Sagasta 10 ó 12 ahora no recuerdo muy bien.. A veces los ves rezando en el portal en manada,jejeje y haciéndose fotos...
Un abrazo

Fernando Martínez López dijo...

Mira con este hombre ocurrió lo que nos ocurre con cantantes, deportistas, políticos y famosos mediáticos, te haces tú más un mito que lo que en realidad son. En la distancia corta y en calzoncillos somos todos muy poquita cosa. Cuando se hace una leyenda pues ocurren cosas como esa, Escrivá aquí en Logroño era hijo de un trabajador de La Ciudad de Londres y creo que estuvo en el seminario. El mensaje del Opus en una posguerra cruel, reprimida hasta la naúsea y religiosa por decreto, era bastante novedoso y la gente picaba hasta que les vieron las intenciones. Yo he conocido a muchos que son gente normal pero en ese tema se ponen histéricos (la santa intransigencia esa...).Ahora copan Colegios Profesionales y políticos seleccionados (casi siempre en temas juridicos, económicos o científicos). Se camuflan como clubs juveniles, organizaciones pro-vida y en torno a las ideas más integristas y hasta ONGS muy elitistas.
El primer libro que escribieron sonbre ellos era de Ruedo Ibérico: LA PRODIGIOSA AVENTRA DEL OPUS DEI-GENESIS Y DESARROLLO DE LA SANTA MAFIA de Jesús Ynfante (1970) y el segundo que escribió en 1996 OPUS DEI "Así en la Tierra como en el Cielo". En ambos traía el listado completo de los miembros del Opus en España (el primero fue una bomba). En 1994 tenía hasta siete fiscales del Tribunal Constitucional y se apoyan de forma espectacular, para mí en eso son más peligrosos que una piraña en un bidet, pero es una opinión (y bastante real).
Si quieres yo tengo esos dos y otros como el de Fisac (un buen arquitecto que se salió del Opus.
Su último follón fue el caso Rumasa en que acuchillaron a Ruiz Mateos (Valls y el Banco Popular) pero ahí los tienes...hoy casi todo el clero riojano pertencea la Obra.

José María (Chema) Buzarra Cano dijo...

Hola comas:

Por comentar que no quede. Cuando ves desde la carretera esta "ciudad del Opus Dei" uno sólo piensa en ver cuanto antes el pueblo rehabiliatado de Lugüerre del Cinca, que está a unos diez minutos. Dicho lugar como se sabe está regentado por la UGT de Aragón y fue gracias a la firma que estampó nuestro compañero ministro Javier Sáenz Cosculluela.

En fín, uno obra terrenal.

Ciaooooo